Cuando por diversas causas (alimentación desequilibrada, estrés enfermedades, etc.) se produce una carencia de oligoelementos, se producen síntomas o enfermedades. Si se complementa la alimentación con el oligoelemento o los oligoelementos deficitarios antes de que la enfermedad cause daños irreversibles, se reequilibra el metabolismo y, por lo tanto, se vuelve a recuperar la salud (o se detiene la evolución de la enfermedad), como sucede con las vitaminas cuando éstas se administran en estados carenciales. Estos son los eseniales; Flúor, Yodo, Selenio y Silicio (metaloides); Cromo, Cobalto, Hierro, Litio, Manganeso, Molibdeno, Níquel, Cobre, Estaño, Vanadio y Zinc (metales). Te dejamos nuestra propuesta de productos en oferta. Cualquier duda, escribenos a customerservice@ofertisimo.com